El powerlifter polaco Krzysztof Wierzbicki consiguió este fin de semana el nuevo récord del mundo de peso muerto de -100 Kg con 447.5 Kg.

El que fuera atleta de la IPF representando Polonia y que consiguió en el formato «Classic» 390 Kg en -105 Kg y 420 Kg en el formato «Equipped» de la federación internacional, este fin de semana en un campeonato perteneciente a la WRPF, ha conseguido el nuevo récord del mundo de peso muerto en su camino para intentar conseguir los 500 Kg.